UAQ alista pruebas de vacuna mexicana contra COVID19

La Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ) ha generado una vacuna recombinante quimérica contra el SARS_COV_2, y ya se preparan las pruebas preclínicas correspondientes en por lo menos ochenta animales. Cabe señalar que los investigadores de esta casa de estudios no emplean el virus vivo, hacen uso de una secuencia genómica.

Este proyecto universitario es uno de los cuatro que obtendrá financiamiento a través de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE); no obstante, todavía resulta insuficiente para que sea posible continuar el proceso de fase clínica en humanos. Al respecto, la Rectora de la UAQ; Margarita Teresa de Jesús García Gasca, precisó que se cuenta con un diseño de la vacuna, la síntesis de los péptidos yla producción de la vacuna quimérica, tambie´n se han llevado a cabo las pruebas de reconocimiento de anticuerpos contra anticuerpos humanos, por tal motivo, se tiene la certeza de que los péptidos utilizados sí son reconocidos por el sistema inmune humano; y al presente, ya se encuentran produciendo la vacuna a nivel de un bioreactor, pero hasta que tengan los parámetros de producción adecuados se iniciarán las pruebas en animales.

Aunado a lo anterior, el investigador del Laboratorio de Inmunología y Vacunas de la Facultad de Ciencias Naturales de la UAQ; Juan Joel Mosqueda, comentó a MILENIO que se utilizan los genes del virus, y adaptan para que se inserten en una bacteria, para que éstas lo consideren como propio e inicien la producción de sus proteínas como si fueran de ella; finalmente, cuando la bacteria produce muchas de estas proteínas del virus, se lisa la membrana de la bacteria para sacar las proteínas, y se purifican con el fin de que no contengan nada de la bacteria; y de esta forma, se pueda usar como vacuna. Asimismo, señaló que personas de SARS CoV-2 donaron sus sueros parar ser expuestos a estas proteínas artificiales; posteriormente, tuvieron que seleccionar aquellas que fueron reconocidas por los sueros. Y al ser identificadas las ensamblaron en la proteína quimérica. Ahora se ubican en la fase preclínica, y diseñan el experimento para probarla en modelos animales, de tal manera que se compruebe su seguridad e inmunogénica, puesto que sólo de esta manera será factible saber si puede continuar la evaluación en humanos.