INE tiene registro de 19 personas que han sido señaladas por violencia política contras las mujeres

Los políticos son acusados de agredir públicamente o de impedir el ejercicio de las mujeres en sus funciones en cargos de gobierno, según el INE.

El Instituto Nacional Electoral (INE) tiene registradas a 19 personas que han cometidos violencia política contras las mujeres en razón de género, quienes son acusados de llamar «amante del góber» a una diputada; difundir volantes en los que promovían la prostitución y con el número de una candidata a legisladora; reducir el salario sin justificación a una síndica; obstaculizar el trabajo de una regidora, entre otros.

Este registro señala que los casos se registran en 9 estados, en donde la mayor incidencia se encuentra en 3: Campeche, Quintana Roo y Veracruz. Del total, 15 fueron cometidos por un hombre y 4 por mujeres.

Estado Casos

Campeche 4
Quintana Roo 4
Veracruz 4
Yucatán 2
Hidalgo 1
Oaxaca 1
Querétaro 1
Sonora 1
Tabasco 1
Fuente: INE

En este registro se encuentra el director de Protección Civil de Puerto Morelos en Quintana Roo, Merced Ortiz Maya, junto con su sobrino Ángel Antonio Ortiz Francisco y su colaboradora Cristina Alberto Ojeda.

Las acusaciones contra ellos son que distribuyeron panfletos y volantes en los que promovían redes de prostitución, y pusieron como contacto el número de la entonces candidata a diputada local Teresa Atenea Gómez.

Los volantes tenían el número de la contendiente y estaba acompañado de mensaje como «¿Tienes 250 pesitos y te quieres divertir?, «Servicio completo, llámame».

También está el empresario Carlos Antonio Mimenza Novelo, exaspirante independiente a la Presidencia en 2018. El Tribunal electoral de Quintan Roo determinó que el empresario cometió violencia política en razón de género contra la diputada por el PAN Roxana Lili Campos Miranda, al transmitir dos videos en contra de ella.

En uno de estas grabaciones titulada «Verdades incómodas», Mimenza Novelo dijo: «Lili Campos, ¡Por Dios!, bueno, ya mejor ni hablamos de las queridas del gober, porque eso sí sería salirnos del tema ¿no?, o sea persona totalmente incapacitada.

No han administrado un puesto de tacos en su vida y quieren venir a manejar un ayuntamiento».

Ernesto Ruiz Flores, presidente municipal de Altotonga, Veracruz, es quien cuenta con el mayor número de acusaciones. Él tiene 4 registros por una conducta sistemática y continua para obstaculizar el ejercicio del cargo de la regidora del municipio de Altotonga María Elene Baltazar Pablo.

La edil denunció que en la sesión de Cabildo del 24 de julio, no se le convocó con las formalidades debidas, aunado a que en el desahogo de dicha sesión se le obstruyó su ejercicio deliberativo.

Javier Castillo Viveros, presidente municipal de Alta Lucero de Gutiérrez Barrios, Veracruz, es señalado de haber ejercido violencia política en contra de la síndica María Griselda Mora Fernández.

El Tribunal Electoral del estado señaló que se acreditó la violencia política contra la síndica, ya que le obstaculizó el ejercicio del cargo, pues no se le convocó para la elaboración de la Ley de Ingreso y Presupuesto de Egresos 2021.

El presidente municipal de Chinampa de Gorostiza, Veracruz, Lázaro Avendaño Padilla, también aparece. Él es señalado de violentar a la síndica Ana María Garcés García, debido a que le descontó 50% de su sueldo por una supuesta donación obligatoria, así como por el pago tardío de sus aguinaldos y señalamientos discriminatorios en su contra.

La mujer también señala que el presidente municipal le envió un camión lleno de basura a su casa para difundir una nota sobre una manifestación en su contra, porque no cumplía con sus comisiones, exhibiéndola de manera pública en una página del Ayuntamiento y un periódico virtual de la región.

 

MS.