La Mtra. Tania Pérez Salas, comentó que su trayectoria profesional ha sido un camino en el que en ocasiones se anda lentemente, a veces hay que atravesar muros, cruzar océanos y que cada obra da cierta luz en el sendero, va direccionando y madurando para lo que sigue, es increíble, el ver su historia en cada obra que ha ido presentando, si se visualiza la secuencia de representaciones, uno se puede dar cuenta de qué ha pasado con su persona, mente y espíritu en relacón a la danza.

Piensa que “Las aguas del olvido”, “El esclavo”, “Un silencio abierto”, “Las horas”, “Visitante”, “Macho man”, “XX 1” y “Religare”, ésta última se realiza normalmente con 9 bailarines, pero en el Teatro de la CIudad, sólo se efectuó con 6, dentro de la presentación que tuvieron en el IV Festival Internacional de Artes Escénicas; pese a ello, Pérez Salas destacó el gran profesionalismo con el cual, su talento humano sacó avante el compromiso. No se dispone de lo requerido ni el tiempo de ensayo necesario, le cuesta mucho trabajo porque es muy perfeccionista, pero una obra como Religare cuando se aciente descubrirá si es un punto de inflexión en su carrera, pero desde su espíritu, cuerpo y pensnamiento si corresponde a una obra de inflexión.

El alma de su obra; en principio, es ella misma junto con sus guerreros. Actualmente, opina que el arte siempre le ha permitido reunirse en un todo, disfruta que la danza le ayude a formar parte de ese todo, no se siente sola, integra algo muy importante, y de pronto, el público se une a ese sentiminto y se crea una bocanda de aire que es el arte, es algo que de lo invisible, todo se vuelve visible para todos; y, es una cosa no planteada, es el cero egoísmo, es una declaración absoluta, es derrotarnos en algunos pasos y seguir adelante, caminar con nuestra gente, nuestro púbico y la compañía misma.

Aunque a veces no se tengan los recursos para las cosas más mínimas, el aíre del público es como un oleaje que le permite tomar energía y seguir luchando, porque en el transcurso hay una búsqueda constante, es un nado contracorriente, es presentarse desnudos y sentir que es algo muy honesto a compartir con el público; y, en relación a su sensación, el público la retroalimenta, el respetable que a veces está cerca y le cuenta cosas muy íntimas y fuertes, entonces público y artista se derrotan ante  todo lo que hay alrededor, que son imágnes, milagros, etc. Al final de todo, somos energía que se vuelve materia; entonces, si se  genera esa conexión con el público, hay esa catarsis para ellos brutal, es una alimentación fundamental.

La maestra tiene 20 proyectos que ha estado diseñando; muchos de ellos poseen un amplio  sentido de responsabilidad social, a favor de la no violencia, uno se llama “H2O el encuentro con la vida”, relacionado con estimular a niños y jóvenes para trabajar en equipo y lograr que encuentren una vocación, para desarrollarse en un proceso de total y absoluta preparación para ser los héroes, porque el mundo se va a acabar; entonces, en lugar de diseñar naves  para ir al espacio, se tiene que empezar a inventar cosas para recuperar algo de lo perdido en este, nuestro hogar llamado tierra.

Nos cuesta trabajo respirar y entender qué es lo importante como seres humanos, hay que comprender cuál es la diferencia, siempre como espectaador, tal vez no hay esa reflexión e interiorización que buscamos en la danza como una experiencia vívida, es estar en un punto, donde no debe haber error, pero al estar en vivos siempre pasa algo, ello lo hace muy especial, presente y fuerte; entonces, a veces la gente del público se atrae o se les hace más fácil ir a la derecha que a la izquierda, pero seguirán luchando, y tendrán otro tipo de experiencia.

Este encuentro con el arte le da vida a la Mtra. Salas, corta con lo cotidiano, ve los cuerpos y no los sexos, ve sólo espíritus florenciendo en el escenario; y, sale completamente extasiada de dejar de ver las formas, no lo podría cambiar por otra cosa, sólo por algo igual. Si bien, no tienen el poderío mediatico, cuando la entrevistó Broso, las ocho funciones restantes se llenaron con gente sentada en el piso, se triplificó el número de asistetnes por haber concurrido a un medio muy seguido porla gente. los ciudadnos lo gozaron, qué bueno que la vi con Broso, decía la ciudadanía; incluso, hubo quien celebró su aniversario de bodas viendo esa función.

Es interesante que a veces la gente no se quiere enterar o simplemente no tenemos recursos en las secrterías de Cultura, donde debería haber más dinero, porque las experiencias artísticas, ayudan y son una vacuna para la no violencia, el encuentro con la danza, y el arte son un poder; por ejemplo, los afroamericanos jalaban a los adolescentes a la no drogas y no violencia, es una labor milenaria que unifica la gente, en salud, vida, coincidencia, arte, etc.,

El arte y la cultura jamás deben ser disminuídos en los preuspuestos y posibilidades, porque es el acotarmiento que se está dando a nuestros ciudadanos, una reducción de vida espíritual se proyecta en nuestro día a día.

Piensa que todas las secretarías de Cultura están haciendo lo más posible con un presupuesto ínfimo, ha sido recortado en un 60% en muchos de los estados y alcaldías; incluso, en universidades, el caso más sonado es lo suscitado en la UNAM, resulta ser como un manantial al cual se le quita el agua, donde todos estamos involucrados y casi no hay agua; la cultura, la educaicón y el arte aniquilan la violencia; y, en base a ello, se debe enfocar la atención en esos puntos.

Con el arte puedes hacer un gancho increíble para que la gente tome conciencia del cuidado del medio ambiente, del estudio, de impulsar a la gente a amar, tomar decisiones correctas, pero si estamos  bombardeados de violencia nos confundimos y actuamos de una forma en que ya no sentimos nada ni nos importa nada, porque ya hemos sido objtetos de violencia, porque ha sido un bombardeo de violencia, lo que causa que la sensibilidad se vuelva cero; y , el arte va abriendo el corazón, va desvistiendo y diciendo, describiendo capa a capa todo lo que somos e incluso lo que represnta el cosmos detro del escenario, y ello, da una confianza brutal, pero no es algo que suceda repentinamente, tine que ser una constante, es andar parejo, es decir, las culturas origninales no deben estar por un lado ni sufir probreza, pero los medios y herramientas no sestán siendo bien utilizados para romper los temas de violencia; y deberíamos estar involucrados en los temas de la educacion, incluso para que los jóvenes estudien y los adutos genen sus propias premisas para su propia familia y trabajo.

Existe la corrupción y nos dejamos corromper, lo cual no debe suceder, “le están vendiendo el alma al diablo”, va hacia los hijos, vecinos, etc., nos debemos volver más sensibles ante tanta violencia, debemos ver más luz, México es tan luminoso, que por ello, en ciertos puntos es tan obscuro, es proporcional a su luminosidad; finalmente, esto es una vacuna fundadmental en la sociedad, es amor y energía con la que se llega a casa de otra manera, como si se hubiese alguien bañado por primera vez en agual limpia y trslucida; por ejemplo, se ve con mucha cotidianidad bañarnos, hay que entender a dónde van los ingredientes que comemos, hay que tener las experiencias de la vida como más intensas, no podemos estar viendo la televisión y comer al mismo tiempo, debemos entender cómo los ingredientes llegan a nuestra alma y nuestro cuerpo; y, cómo estos ingredientes se ven en la cultura, arte, amor y educación. No hay que darle tanto espacio a la violencia, ni siquiera a nivel periodístico, porque siempre que hay un accidente todo mundo va a ver; pero, estos distractores hacen que la gente tenga mucho miedo y culpa, ello debe parar, no demos estar mostrando todo aquello que vende.

Los niños ven tanta violencia todos los días; lo cual, resulta insano y contradictorio, en muchos documentales de cineastas mexicanos tan talentosos, de pronto hacen ver la insesibilidad del que mata, tiene sus raices, no acontece derepente, se alimenta hasta que sucede, lo más terrible es quitarle la vida a otro, también los secuetros, tienen mucho que ver con estar desconectados unos con otros. Cuando hay unión no hay manera de que uno se salga con la suya, la unidad de nuestro país la puede dar en gran medida la cultura; por ejemplo, si nosotros replicaramos el mismo evento en distintas ciudades simultaneamente, con un espectáculo de danzas originarias de México, de pronto entenderíanos qué es méxico, porque es un país lleno de luz, y con esa luz que los artistas se amaran mucha de esa luz y obscuridad, la cultura debe trabajar en todo caso junto con el gobierno hacia todas las direcciones posibles; y, revertir todo lo que ha salido como un monstruo indiferente.

La funicón que presentaron en el FIAEQ2019, constó de dos obras de mucho contraste;  en la última obra, quisiera que el públco renaciera, hay un hombre que lo están enterrando en vida, quisiera que el público tuviera ganas de vivir como nunca, sufrimos porque toda la parte mediática dice qué debemos atesorar, en lugar de ver hacia adentro, y requiern nuestro tiempo. piensa que la velocidad en la que vivimos nos permite hacer una pausa viendo danza.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.